2020-08-31 12:56:46 Comienza tu Negocio English Con estos 15 pasos tendrás los puntos básicos para iniciar tu negocio con todos los conocimientos que necesitas para que nada te tome por... https://quickbooks.intuit.com/mx/recursos/es_mx_qrc/uploads/2020/08/rsz_yura-fresh-umodmkv7gxo-unsplash.jpg https://quickbooks.intuit.com/mx/recursos/comienza-tu-negocio/como-iniciar-un-negocio-en-15-pasos/ %%title%% %%page%% %%sep%% QuickBooks

Cómo iniciar un negocio en 15 pasos

11 Minutos para leer

Estás listo para dar el salto y comenzar un negocio. ¡Felicidades! Tomar esa decisión puede parecer arriesgado, pero es algo bueno. Según un estudio reciente de Oxford Economics, el 74% de los propietarios de pequeñas y medianas empresas están dispuestos a correr grandes riesgos para garantizar el éxito. «La fortuna», como dice el refrán, «favorece a los valientes». Sin embargo, si quieres iniciar un negocio, toma en cuenta lo siguiente:

  • Dos tercios de los dueños de negocios dicen que el primer año es el más difícil.
  • Solo la mitad de las pequeñas empresas sobreviven más de cinco años.
  • La competencia, el flujo de caja y los impuestos son las tres principales amenazas para un negocio rentable.

Crear tu propio negocio es una oportunidad gratificante para lograr el equilibrio entre el trabajo y la vida personal mientras persigues tus pasiones. Pero no es fácil. Afortunadamente, si eres diligente al iniciar tu empresa, te pondrás en una posición mucho mejor para el éxito. Este artículo te guía a través de los 15 pasos para iniciar un negocio.

1. Define tu visión

Un negocio sin visión es como un barco sin timón. La redacción de una declaración de misión debe servir como base de tu visión. En unos pocos párrafos, identifica los objetivos de tu empresa y las estrategias de alto nivel que utilizarás para lograrlos.

Cuando escribas tu visión, sé lo más claro y conciso posible. Asegúrate también de escribir un mensaje convincente y motivador que inspire a los miembros del equipo para trabajar juntos hacia un objetivo común. Responde, en el nivel más básico, por qué deseas iniciar un negocio.

2. Investiga tu oportunidad de mercado

Hay mucho que considerar al iniciar un nuevo negocio, desde el desarrollo de tu producto hasta las prácticas legales y contables.

Es por eso que deseas asegurarte de tener una gran oportunidad comercial antes de ir demasiado lejos. A continuación, se indican algunos pasos fundamentales para seguir.

  • Selecciona un producto o servicio
  • Define tu mercado objetivo
  • Identifica competidores clave
  • Conoce el tamaño de tu mercado u oportunidad

3. Escribe un «lienzo» empresarial (luego, un plan)

La buena noticia es que ya has realizado parte del trabajo al abordar los primeros pasos anteriores. Ten en cuenta que tu primer plan de negocios no es definitivo. Es muy probable que algunas partes cambien a medida que aprendas más sobre tu mercado y hagas crecer a tu empresa.

Una vez que hayas estado en el negocio por un tiempo o estés listo para buscar financiamiento, puedes desarrollar un plan más detallado. Deberías cubrir:

  • Recursos para operar
  • Tu plan de marketing general
  • Cómo será tu estructura de costos y ventas
  • Cómo administrarás tus finanzas, expansión y más

4. Comprende tus costos iniciales

Incluso si es autofinanciado y aún no has trabajado con inversores, debes comprender los costos iniciales. Aquí hay algunos hechos cruciales:

  • Tres cuartas partes dependen de tus ahorros personales.
  • El principal arrepentimiento de los propietarios al recordar el primer año es que no dedicaron más tiempo a aprender sobre administración financiera.
  • La mayoría de las empresas requieren más ingresos anuales para sentirse seguros de su salud a largo plazo.
  • La planificación de todos los costos para el próximo año es muy importante. Luego, determina cuánto dinero necesitas ganar cada mes para permanecer en el negocio (por ejemplo, tus ingresos operativos y tu salario). Además, ten en cuenta los costos olvidados, como los impuestos comerciales.
  • Se necesitan algunos años para generar ingresos, por eso es tan importante que reconozcas los costos y el flujo de efectivo desde el principio, lo que nos lleva al siguiente paso.

5. Planifica tus propias finanzas iniciales

Determina cómo financiarás tu negocio si no tienes tu propio efectivo inicial. En su lugar, puedes recurrir a estos métodos:

  • Recaudación de fondos
  • Micropréstamos
  • Préstamos personales
  • Subsidios
  • Amigos y familia

6. Determina tu estructura empresarial

Ahora es el momento de definir qué tipo de empresa planeas dirigir eligiendo la estructura legal de tu entidad comercial. ¿Estás mejor como propietario único? ¿Tienes pareja? ¿Planeas incorporarla tu negocio? Cada opción tiene sus ventajas, así como las responsabilidades de declaración de impuestos y los requisitos reglamentarios asociados.

Propietario único

Esta es una opción popular para cualquier persona que no tenga muchos pasivos (por ejemplo, ningún empleado o inversiones importantes) cuando recién comienza. A medida que tu negocio crece, es posible que desees cambiar a una estructura legal diferente. Esta podría ser una excelente opción para aquellos con un pequeño ajetreo o trabajo diario.

Compañero de negocios

Si vas a iniciar un negocio con otro socio, deberás registrarte como sociedad comercial. Debido a que cada socio tendrá una participación, debes trabajar con un abogado y con un profesional de impuestos para diseñar el tipo, los términos y las implicaciones fiscales de tu asociación.

Negocio incorporado

Algunos de los beneficios notables de incorporar a tu empresa son las exenciones fiscales y la protección de responsabilidad. Debido a los costos iniciales, muchos propietarios únicos esperan hasta que hayan ganado suficientes fondos y estén en la etapa adecuada para incorporarse.

7. Investiga tus requisitos legales

Antes de iniciar tu negocio, consulta con un abogado para asegurarte de haber considerado todos los requisitos legales. Incluye también los honorarios legales en tu planificación financiera. Es esencial contar con un buen abogado de guardia para resolver disputas legales y contractuales, y brindar asesoramiento antes de firmar un nuevo contrato.

Estas son algunas de las preguntas que debes hacer y los servicios que debes solicitar a un abogado:

  • ¿Deberías registrar el nombre o el logotipo de tu empresa?
  • ¿Necesitas una patente, derechos de autor o protección de propiedad intelectual?
  • ¿Pueden crear contratos estándar para negociar con otras empresas y proveedores?
  • ¿Qué implica formar una empresa unipersonal, una sociedad o una corporación?
  • ¿Cuál es el proceso para compartir capital cuando se buscan inversores privados?

También debes consultar las leyes nacionales de privacidad y del consumidor para recopilar información personal del cliente.

8. Crea y registra un nombre comercial

Después de haber tenido una conversación con tu contador y con tu abogado, es hora de registrar tu nombre. El proceso variará según el país e incluso la región.

Primero, asegúrate de que tu nombre esté disponible. La forma más rápida de averiguarlo es mediante una búsqueda en línea. Si planeas realizar negocios en varios países, asegúrate de verificar el uso del nombre en esos estados o países también.

Por último, si decides registrar tu nombre como marca comercial, deberás hacerlo en este momento. Tu abogado puede guiarte a través de este proceso. Ten en cuenta que existen costos adicionales asociados con cada registro que realizas.

9. Solicita permisos y licencias comerciales

Visita los servicios gubernamentales para averiguar si tu empresa requiere licencias o permisos nacionales o locales. Mientras lo haces, verifica si calificas para deducciones y créditos fiscales. Muchos gobiernos locales diseñan créditos especiales para ayudar a las pequeñas empresas a crecer más rápido.

También necesitarás un número de identificación de empleador si planeas contratar empleados o abrir una cuenta bancaria. Esto también servirá como tu identificación fiscal para que puedas pagar impuestos federales, estatales y locales.

10. Abre una cuenta bancaria para pequeñas empresas

Existen diferentes tipos de cuentas y de productos bancarios comerciales que pueden ayudarte a ahorrar dinero y a crecer más rápido. Tan pronto como estés listo para comenzar tu negocio, programa una reunión con un especialista en banca comercial para determinar qué tipo de cuenta es la adecuada para tu negocio.

Compara los consejos del banco con tu contador para determinar qué paquetes de ahorro o cuentas especiales realmente te beneficiarán. Si estás planificando una estrategia comercial internacional y esperas generar un alto volumen de ventas en esos mercados extranjeros, abrir una cuenta bancaria en el mercado local tiene aún más sentido. Ahorrarás dinero en transferencias bancarias y tarifas de cambio de moneda.

Además, establecer una presencia financiera país por país le facilitará las cosas a tu contable durante la temporada de impuestos, ya que podrá ver extractos separados para los ingresos específicos de cada país.

11. Configura tus sistemas contables

Si tu sistema de contabilidad está configurado correctamente desde el principio, con el crecimiento futuro en mente, te ahorrarás tiempo y dinero a largo plazo. Dado que el flujo de caja es fundamental en los primeros días de iniciar un negocio, no lo comiences sin una hoja de cálculo de flujo de caja y una plantilla de balance.

También, puedes considerar un software de contabilidad que automatice este proceso y pueda ayudarte a visualizar el dinero que ingresa versus el dinero que sale. Independientemente de la opción que elijas, mantén un registro exhaustivo de todas tus finanzas en un solo lugar. Cada nivel de negocio tiene obligaciones legales y fiscales para el mantenimiento de registros. Definir tu reserva desde el primer día te libera para trabajar en el crecimiento de tu negocio.

12. Subcontrata las funciones esenciales desde el principio

Al iniciar un negocio, es posible que sientas la tentación de hacer todo lo posible para ahorrar dinero. Sin embargo, dedicar tiempo a tareas que no se encuentran en tu conjunto de habilidades puede costarte tiempo y dinero. Delega o subcontrata tareas que no sean de tu área de especialización. Si tienes los fondos y la legalidad resueltos, puedes contratar a algunos empleados para compartir la carga de trabajo.

Al principio puede ser difícil confiar tu negocio a otras personas, pero si encuentras excelentes empleados, te preguntarás por qué no los contrataste antes. Si el dinero es escaso, pero aún necesitas ayuda, puedes contratar a autónomos para que te ayuden a cubrir áreas en las que no eres fuerte.

13. Familiarízate con los impuestos sobre la nómina

Si decides contratar a alguien en lugar de subcontratar, deberás familiarizarte con los impuestos comerciales. Los sueldos de los empleados requieren que se retengan cantidades imponibles de tu nómina. Habla con tu contador para asegurarte de cumplir con todas tus responsabilidades fiscales.

Los servicios de nómina digital ofrecen opciones de autoservicio y de servicio completo. Algunos de los beneficios de usar software de nómina incluyen:

  • Establecimiento y seguimiento de seguros médicos para empleados, planes de jubilación, deducciones y embargos.
  • Monitoreo de los datos de la nómina de los empleados y los cambios anuales.
  • Proceso digital para depositar los impuestos automáticamente.
  • Posibilidad de agregar nuevos empleados a tu sistema de nómina de forma automática.
  • Habilitación de depósitos directos en línea automáticos, que transfieren fondos a las cuentas de tus empleados en todo el mundo.

14. Crea una presencia web básica

Para ganar nuevos clientes, debes incluir un sitio web como parte de tu estrategia de marketing. Afortunadamente, no tienes que gastar una tonelada de dinero para configurar el sitio web de tu pequeña empresa. Hay muchas opciones asequibles disponibles.

Cuando tengas el tiempo y los recursos, puedes pasar a agregar perfiles de redes sociales y a considerar otras tácticas de marketing digital, como anuncios pagados, reseñas y optimización de motores de búsqueda.

15. Explora las asociaciones comerciales

Si bien hablamos sobre las razones para asociarte con otra persona cuando inicias un negocio, también deberíamos abordar la asociación con otras empresas para el crecimiento colectivo.

Hay muchas formas diferentes de formar una asociación:

  • Referencias y reparto de ingresos. Algunos trabajan con socios para ayudarlos a vender servicios a cambio de una comisión o un trato de participación en los ingresos (por ejemplo, una empresa le da a otra un porcentaje de la venta). Es muy común si tienes un equipo de ventas pequeño y deseas expandir tus esfuerzos sin contratar más empleados a tiempo completo. El reparto de ingresos suele ser mejor para las empresas que ayudan a un cliente a utilizar mejor su producto o servicio.
  • Empresas conjuntas. Si planeas, por ejemplo, construir una torre para oficinas o hacer una película, podrías considerar formar una empresa conjunta con otra empresa o con un grupo de ellas.
  • Promociones cruzadas. Si dos empresas tienen clientes objetivo similares, a menudo, tiene sentido asociarse en una promoción cruzada. Dedica tiempo a pensar si hay empresas en tu comunidad con las que puedas trabajar en un acuerdo de asociación. Al igual que cuando contratas empleados, dale prioridad a la confianza.

Aprender a iniciar un negocio es el primer paso

Esta publicación describe los pasos necesarios que debes seguir para lanzar un nuevo negocio. Recuerda comenzar con tu visión, investigar tu oportunidad y registrar todo en un plan de negocios o lienzo.

Recuerda siempre: la fortuna favorece a los atrevidos. Pero también sonríe a los que están preparados.

La información puede ser resumida y por lo tanto incompleta. Este documento / información no constituye, y no debe considerarse un sustituto de asesoramiento legal o financiero. Cada situación financiera es diferente, el asesoramiento proporcionado está destinado a ser general. Póngase en contacto con sus asesores financieros o legales para obtener información específica de su situación.

Artículos relacionados

Cómo iniciar tu PyME si eres un joven emprendedor

Estamos cercanos a finalizar el año y pronto entraremos en las dinámicas…

Lee mas

Guía para empezar un negocio

Cómo iniciar tu propio negocio. Iniciar un negocio puede ser un reto,…

Lee mas

Preguntas claves antes de iniciar un negocio

Si una de tus metas es iniciar tu propio negocio, pero tienes…

Lee mas