2021-08-01 23:23:57 Controla tu negocio English La reactivación económica en México está empezando a darse, gracias a programas de la secretaría de Economía, pero sobre todo a las... https://quickbooks.intuit.com/mx/recursos/es_mx_qrc/uploads/2021/08/rsz_shayna-douglas-h5bnss19kso-unsplash.jpg https://quickbooks.intuit.com/mx/recursos/controla-tu-negocio/pymes-mexicanas-fundamentales-para-una-reactivacion-economica-exitosa/ Reactivación económica en México: pymes son fundamentales

Pymes mexicanas: fundamentales para una reactivación económica exitosa

11 Minutos para leer

Desde el año pasado, organismos institucionales, privados, académicos e independientes han analizado las nuevas condiciones del mercado para encontrar alternativas que agilicen la reactivación de la actividad empresarial. A continuación, revisaremos los aspectos más destacables de esta reconfiguración y las primeras propuestas para la recuperación de las pymes en México.

Contenido:

  1. Primeras respuestas a la crisis económica en México
  2. La Secretaría de Economía lanza un salvavidas: el Programa de Reactivación Económica 2021
  3. La economía moral como propuesta para la recuperación financiera
  4. La importancia de los emprendimientos resilientes

Las cifras son determinantes, las pymes son parte fundamental de la economía mexicana. Según los datos del INEGI, y otros organismos institucionales, las pequeñas y medianas empresas generan el 42% del PIB nacional, también concentran el 30.7% de los empleos, sin embargo, fueron uno de los sectores más golpeados por la pandemia y el paro de actividades. Sumado a las pérdidas económicas, estuvieron las causadas por los contagios entre familiares o grupos de trabajo, durante la primera oleada del COVID-19.

Una de las principales causas de la crisis de las pymes fue la vulnerabilidad económica y fiscal que presentan la mayoría de los negocios, la escasez de insumos y la falta de herramientas para adaptarse al sector de comercio digital, uno de los espacios que tuvo mayor crecimiento durante la cuarentena extendida.

Si bien, las afectaciones que sufrieron los emprendedores fueron circunstanciales y fuera de su control, es importante analizar lo sucedido para generar estrategias de respuesta rápida. Ante la llegada de la variación DELTA del virus, es claro que la “normalidad” tardará en regresar. O quizás, nunca regrese y es necesario que las pymes reinventen y/o adapten sus modelos de negocio. Esto permitirá acelerar la reactivación de la economía y también puede ser la oportunidad para solidificar las estructuras del emprendimiento en nuestro país.

reactivación económica pymes méxico

Primeras respuestas a la crisis económica en México

Apenas están saliendo los primeros resultados del paro de actividades y las primeras estrategias para la reactivación de la economía, y aunque ningún estado se encuentra en semáforo rojo, el peligro todavía es latente. Por eso, es importante revisar con mucho cuidado las primeras cifras que describen la crisis pandémica. Las secuelas del COVID-19 para los emprendimientos mexicanos fueron contundentes: 1 millón 10 mil 857 empresas cerraron definitivamente, esto equivale al 20.81% de las pymes que hay en todo el territorio. Esta afectación también se tradujo en la pérdida de casi 3 millones de empleos.

Los datos anteriores fueron presentados en ECOVID-IE 2021, Encuesta sobre el impacto económico generado por COVID-19 en las empresas, que realizó el INEGI. Se realizó en 3 entregas: una en abril del 2020, otra en agosto y la tercera en febrero de 2021. Esta última permite vislumbrar cómo ha sido el comportamiento empresarial después de los primeros ejercicios para la recuperación de la actividad económica y el lanzamiento del Programa de Reactivación Económica 2021.

Afortunadamente, el estudio muestra que hubo un cambio entre el número de empresas afectadas por la pandemia y su nivel de afectación. Mientras que, en abril de 2021, 85.1% de las empresas encuestadas señalaron verse afectadas por el paro de actividades económicas, en febrero de 2021 solo el 73.8% refirió problemáticas; en cuanto al nivel de afectación, en abril se había mencionado un 56.3% que bajó a un 42.9%. En cuanto a las deudas, a partir de marzo de 2020, 43.6% han permanecido igual, el 22.7% aumentó sus créditos y el 5.2% logró disminuirlas.

En una reciente encuesta de la PwC México, que encuestó a empresas familiares, se puede ver que el 55% de las pymes se siente esperanzada y ve en los próximos meses la posibilidad de retomar el camino, proyectando que para el 2022 aumente el rendimiento económico en un 74%; siempre y cuando, cada uno de los sectores comerciales trabaje de manera coordinada.

Pero, concretamente, ¿qué hicieron las empresas que lograron sobrevivir al paro de actividades? En realidad, depende mucho de su giro comercial, pero los especialistas coinciden en que hubo dos respuestas primarias fundamentales para mantenerse a flote: apostar por la colectividad e incursionar en el mercado digital. Mientras que la mayoría de los trabajadores fueron desplazados al home office, la venta en línea y la entrega a domicilio fue fundamental para el mantenimiento del ciclo comercial.

Secretaría de Economía lanza un salvavidas: el Programa de Reactivación Económica 2021

A principios de este año, la secretaria de Economía, Tatiana Clouthier, presentó un plan para generar instrumentos financieros y contenidos formativos para que los dueños de pymes tuvieran herramientas para la gestión de sus negocios, favoreciendo la reactivación económica México. El plan de trabajo se articuló a partir de cuatro pilares estratégicos:

  • El impulso del mercado, y, por lo tanto, del consumo interno, enfocado en el reconocimiento de la pyme como un generador importante de empleos.
  • La creación de estrategias que faciliten el acceso de los emprendedores a herramientas financieras, facilitando sus procesos administrativos y de producción.
  • Aprovechar el T-MEC y el acuerdo tripartita para potenciar la exportación, fortaleciendo el mercado internacional, que siempre ha sido significativo para el desarrollo económico del país.
  • La regionalización de los sectores, ubicando cada campo comercial en un contexto favorable para la multiplicación de sus recursos.

Además de estos pilares, la institución diseñó dos mecanismos para potencializar la recuperación de las pequeñas, medianas y microempresas. El primero es mipymes.economia.gob.mx, un sitio web de la Secretaría de Economía que contiene información vital para el desarrollo de las pymes, desde webinars para generar mejores fotos de producto, hasta capacitaciones para saber cómo tramitar licencias de funcionamiento municipal.

La segunda herramienta fue la dispersión de financiamientos llamados Créditos a la palabra. Para ello, se destinó poco más de un millón de pesos para generar 60,000 créditos de $25,000 pesos. Para su entrega, la dependencia estableció categorías prioritarias: $20,000 fueron asignados a emprendedores “cumplidos” con sus obligaciones financieras y fiscales; otros $20,000 para quienes se encontraran rezagados en sus obligaciones por falta de liquidez, y, finalmente, $20,000 para negocios encabezados por mujeres.

La economía moral como propuesta de reactivación de la economía

Este término ha dominado la discusión de la reactivación económica México, al menos desde los órganos gubernamentales y particularmente en los discursos del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, pues se trata de una forma de asumir la economía que empata muy bien con la propuesta de austeridad que ha sido eje de su mandato presidencial. Pero, ¿qué es la economía moral?

Se trata de un entendimiento del entorno económico a partir del colectivo, y que no pone al centro el desarrollo individual, todo lo contrario, los esfuerzos se articulan para que un grupo de personas puedan cubrir sus necesidades. Los mecanismos financieros funcionan con el propósito de satisfacer las necesidades básicas de las personas partiendo de un sentido de solidaridad mutua en el que se busca la subsistencia colectiva.

El modelo está basado en las primeras comunidades agrícolas, cuando el bienestar del grupo, independientemente de su actividad, era el centro de la actividad productiva. Entonces, la propuesta de AMLO es que los participantes de la economía mexicana no se centren en la acumulación de bienes o capital monetario para el aprovechamiento personal, sino en la creación y sostenimiento de un sistema social que colectivice los recursos generados por las actividades económicas.

Los detractores del presidente han señalado que la economía moral no tiene un fundamento científico y que resulta sumamente peligroso proponer esa estrategia en medio de una crisis económica en México que, si bien parece estar retrocediendo, no hay certezas de recuperación cuando el comportamiento de la pandemia todavía es incierto, por la lentitud de la Jornada Nacional de Vacunación, las nuevas variantes del virus que han aparecido y el despunte de contagios en determinadas regiones.

Sin embargo, si hay algo innegable es que la conformación de un bloque colectivo y la cooperación mutua entre los agentes comerciales es vital para paliar la crisis económica en México . Justamente serán las pymes las que pueden posibilitar este avance financiero, siempre y cuando cuenten con los medios, condiciones y estímulos para resolver las problemáticas generadas por la pandemia.

Pymes en México reactivando su economía

La importancia de los emprendimientos resilientes

Es importante señalar que la sinergia entre los distintos sectores productivos es vital para la reconfiguración de un sistema económico en crisis. Varias instituciones financieras importantes saben de la importancia de las pymes para la reactivación económica México y por eso desde el año pasado se han articulado para generar foros de análisis, webinars para capacitar a los emprendedores en temas de financiamiento y administración de los recursos; algunos, incluso, han flexibilizado ciertas herramientas de crédito o creado, junto con las instituciones gubernamentales, instrumentos específicos o incentivos para la conformación empresarial.

Los foros de análisis han resultado muy productivos permiten reconocer problemáticas que ya se venían presentando y que obstaculizaban el avance de ciertas pymes. Por ejemplo, según un estudio de la ASEM (Asociación de Emprendedores de México), cerca del 68% de los emprendedores del país han tenido un negocio que no prosperó por no conocer su mercado o no sistematizar la administración de su negocio. Por otro lado, en el informe De la informalidad  a la competitividad (preparado por IMCO, U.S. Mexico Foundation y QuickBooks) registró que la incorporación a la formalidad, la extorsión, la capacitación del personal y el pago alto de impuestos pueden ser factores que frenan el desarrollo para las pymes, sobre todo si no cuentan con la información suficiente para evitar fugas de recursos durante todo estos procedimientos, por lo que se concluye la necesidad de articular políticas públicas que ayuden a la sostenibilidad y sustentabilidad de los emprendimientos mexicanos.

A partir de todos estos análisis y datos, los especialistas coinciden en que hay dos grandes estrategias que las pymes pueden aplicar, siempre y cuando adopten una posición resiliente: es decir, si tienen la capacidad de superar esta etapa complicada de la economía echando mano de los recursos que están a la mano y enriqueciendo las fortalezas del negocio.

Estas áreas de oportunidad son:

  1. El comercio electrónico como alternativa para el crecimiento. Ya existía un mercado digital creciente en México y éste se disparó considerablemente durante la pandemia, al punto que muchas empresas evitaron desaparecer al trasladar sus ventas del local a las plataformas digitales. Incluso, algunas fueron tan estratégicas que no necesitaron de una página web ni de un sistema robusto de e-commerce; comenzaron a vender en perfiles de Instagram, Facebook, incluso WhatsApp. Un ejemplo de esta adaptación fueron los negocios de comida, que se integraron al sistema de entrega a domicilio como Uber y Rappi, incluso, algunos gestionaron sus propios sistemas de entrega para tener un mayor porcentaje de ganancia.
  2. Transformación del modelo y los procesos internos del negocio. De la mano de la digitalización de los procesos de venta viene el análisis minucioso del modelo de negocio y su funcionamiento. En cuanto al funcionamiento interno, la digitalización también es clave para una mejor optimización de los recursos, por ejemplo, utilizar un software contable como QuickBooks, que hace más eficiente la administración contable para atender los procesos de producción y venta. Conoce cómo funciona QuickBooks Online. En cuanto a la estructura externa, muchos han creado sistemas de suscripción, descuentos, membresías, contenido gratuito + contenido premium, etcétera. Claro, la adaptación del modelo económico será favorable siempre y cuando haya un estudio adecuado del mercado y las necesidades de los clientes.

¿México está logrando resultados positivos en la reactivación de la economía? ¿Debemos emprender en estos tiempos? Sí, pero hay tomar en cuenta que, a partir de ahora, el éxito de una pyme no será solo por tener una idea disruptiva, una tecnología innovadora o un mercado bien segmentado; todos estos elementos deben combinarse con una estrategia cuidadosamente diseñada para adaptarse a las condiciones cambiantes de la sociedad, en particular cuando el entorno social y económico se ha transformado por completo.

La tendencia principal seguirá siendo mantener una relación más cercana con el cliente, buscar crear audiencia, no tanto compradores y estar muy atentos a los avances que vaya teniendo el comercio digital. En ese sentido, la capacitación en rubros tecnológicos será fundamental. Nuestros equipos de publicidad, difusión y marketing deben ser profesionales para crear los contenidos que atraigan la atención de los clientes; el equipo administrativo debe mantenerse actualizado no sólo en los instrumentos y actualizaciones fiscales, también debe apoyarse en software contable y administrativo que le permita agilizar las actividades del día; los miembros de la cadena de producción deben capacitarse en procesos de trabajo más sostenibles y de responsabilidad social; etcétera. La pyme debe funcionar como una serie de engranajes bien aceitados para responder a la necesidad de los clientes y consolidarse dentro de la reactivación de la economía.

La información puede ser resumida y por lo tanto incompleta. Este documento / información no constituye, y no debe considerarse un sustituto de asesoramiento legal o financiero. Cada situación financiera es diferente, el asesoramiento proporcionado está destinado a ser general. Póngase en contacto con sus asesores financieros o legales para obtener información específica de su situación.

Artículos relacionados

Cómo apoya la Secretaría de Economía el desarrollo de las PyMEs mexicanas

¿Eres dueño o socio de una pequeña y mediana empresa mexicana y…

Lee mas

¿Cuánto aportan las PyMEs al PIB de México?

Según datos de la Encuesta Nacional sobre Productividad y Competitividad de las…

Lee mas

¿Cuáles son los tipos de PyMEs en México?

Aunque sabemos que las PyMEs son las pequeñas y medianas empresas, cuando…

Lee mas