Don't miss out
Subscribe to QuickBooks and
get 90% off for 6 months
Claim now
MAY SALE
Claim now
MAY SALE
Buy now and get
90% off for 6 months
See plans & pricing
$1/month
for 12 months
When purchased in bundles of 10
50 %off for 3 months
50 %off for 12 months
  • Invoices
  • Expenses
  • Reports
emprendimiento

Diferencias entre Emprendedor y Empresario

Si bien uno es el resultado del otro, la responsabilidad y experiencia son claves para identificar a cada uno de ellos. Aquí te decimos cuáles son las diferencias entre un emprendedor y un empresario.


Definición de emprendedor y empresario

Antes de saber en qué son opuestos, habrá que definir quién es un emprendedor y quién un empresario. Josué Rodríguez, académico de la facultad de economía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) los define como:


“ Un empresario es una persona que dirige una compañía de la que puede o no ser el dueño, y agrega capital y trabajo para producir un bien con fines de lucro”.


Mientras que, un emprendedor, es aquel que crea un nuevo negocio y asume totalmente los riesgos . “Es un innovador que busca a través de esa nueva idea resolver algún problema de su comunidad y lucha por lograr su objetivo. Incluso es el emprendedor quien se acerca al empresario para venderle esa nueva idea y conseguir apoyo económico de él”, afirma Josué Rodríguez.

¡Lleva tu negocio al siguiente nivel!
Únete a millones de pequeñas empresas que utilizan QuickBooks Online y descubre cómo puede ayudarte a crecer tu negocio


Principales diferencias entre emprendedor y empresario

Ya que definimos ambas personas, ahora sí veamos las diferencias que hay entre uno y otro. La primera de ellas es la actitud. Mientras que un empresario se centra en desarrollar un negocio fuerte y que genere ganancias a través de ejecutar estrategias, un emprendedor se enfoca en trabajar su proyecto hasta lograr el éxito, sin importar cuánto deba trabajar. El emprendedor es un entusiasta y se deja llevar por su motivación.


Y ya que mencionamos esto, la forma de trabajo es la segunda diferencia. Como sabes, el emprendedor inicia solo y está acostumbrado a trabajar de manera independiente, incluso realiza varias tareas él solo, por lo que tiene total responsabilidad.


En tanto, el empresario, trabaja sobre una estructura, delegando tareas y con horarios y tiempos determinados. Su labor se basa en la administración de objetivos. El empresario coordina equipos de profesionales y está al pendiente de las funciones y resultados de los mismos.


Y, aunque parezca una diferencia menor, el lugar de trabajo es otra de sus desigualdades. El empresario tiene una ubicación fija desde donde dirige la compañía, mientras que el emprendedor suele hacerlo desde su casa o trabaja en un coworking, si es que no ha establecido las oficinas de su negocio.


La tercera diferencia es la adaptación, un rasgo muy notorio entre el emprendedor y el empresario, ya que mientras el primero posee la capacidad de encontrar la forma de modificar sus ideas según le pinte el panorama con el único fin de conseguir su objetivo, el segundo, al tener experiencia en el negocio, evita los problemas y diseña anticipadamente estrategia de contingencia para que nada interrumpa su camino al éxito.


Y ya que mencionamos esto, también hay que hablar de las diferencias en el riesgo. Digamos que hasta es una característica admirada por el empresario, siempre y cuando el emprendedor lo haga con prudencia. Mientras que el empresario prefiere los resultados y arriesgarse lo mínimo, sobre todo porque como experto negociador del mercado, sabe hasta dónde puede o no hacerlo.


Otra de las diferencias entre emprendedor y empresario, según Mario F. Retana, autor del libro JUMPPERy especialista en economía del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), es lidiar con el éxito.


“El emprendedor y empresario lo ven diferente. El emprendedor alcanza el éxito por el número de clientes que va sumando a su cartera, mientras que el empresario es difícil de evaluar, o sea, el empresario es exitoso sólo por ser empresario y lo que haga únicamente sumará a su nivel de éxito”.


La sexta diferencia es cómo entienden el concepto de cliente. El emprendedor generalmente los ve como una obligación y como personas a las que no se les puede defraudar. El empresario siempre piensa en un cliente como una venta, algo que le genera beneficio a su empresa, o sea, entiende la parte humana, pero ante todo el pago de las facturas.


Finalmente está el cómo ven al mundo. El empresario considera este tema como una oportunidad de ganar dinero, y el emprendedor como una obligación moral y social. Es decir, tiene un compromiso para que, a través de lo que hace contribuya a mejorar el planeta.


Pese a estas diferencia entre emprendedor y empresario, se dice que uno es el resultado del otro, y eso es muy posible. Si un emprendedor sabe hacer bien su trabajo y lucha por sus objetivos, puede convertirse en un futuro en un empresario muy exitoso que luego apoye a otros emprendedores.


Tanto empresarios como emprendedores deben trabajar de la mano y son clave para el surgimiento de nuevos negocios, de compañías que generan empleos y fortalezcan la economía de un país. Sus diferencias son las que los permiten trabajar como equipo, y muchas veces los empresarios están buscando a emprendedores para poder invertir en sus negocios.

Haz crecer tu negocio con QuickBooks